Robocop

4

Robocop es una bestialidad. Un western (diría que casi más un spaguetti-western) futurista que mezcló la ciencia ficción, la sátira social y el ciberpunk de manera prodigiosa. Anárquica e intensamente pero también muy equilibradamente. Combinando sordidez, suciedad y frialdad y elegancia con suma naturalidad. Soy fanático de hecho de esa fotografía opaca y oscura que contribuye decisivamente a crear esa sensación de inmundicia que combina tan bien con la mala conciencia de los empresarios, los esquizoides y sensacionalistas telediarios, los tiroteos en los suburbios y las calles y, por supuesto, esos psicóticos y demenciales anuncios televisivos que valen por películas enteras. Verdaderamente, hubiera sido una gran idea que Verhoeven hubiera rodado unos cuantos más (hasta lograr una duración de al menos 10 minutos) y que, antes de la proyección de Robocop en cines, pudieran verse todos juntos para ir creando ambiente y preparando al espectador para lo que venía a continuación. Una obra que, a pesar de su aparente simplicidad, estaba cargada de lecturas. Y, en realidad, era tan o más nihilista que muchas de aquellas ficciones post apocalípticas que, a raíz de la explosión punk y el éxito de Mad Max, estaban bombardeando los cines occidentales. Sobre todo porque, aunque Robocop era ácido corrosivo, tenía apariencia (únicamente apariencia) de cine infantil o juvenil al revés de muchos de aquellos misiles fílmicos. En gran medida porque poseía, sí, una estética de cómic.

…………..

Los malvados que aparecían en Robocop tenían un comportamiento a mitad de camino de los villanos de Spiderman y de los forajidos de la BD futurista europea. Y si bien es cierto que los modelos cinematográficos para construir el robot fueron extraídos de la Metrópolis de Lang y Ultimátum a la tierra, es innegable que tanto el aspecto como el carácter de Robocop poseían múltiples concomitancias (los cierres secos y rotundos de sus intervenciones, sin ir más lejos) con el mítico Juez Dredd.

…………

Otro cómic que influyó sobremanera en la putrefacta atmósfera social descrita por Verhoeven fue el vertiginoso y confuso pero sumamente mordaz American Flagg! de Howard Chaykin. Doy fe ciertamente que cualquiera de los empresarios de Robocop podrían haber aparecido en American Flagg! y viceversa y nadie hubiera notado la diferencia. Como también la doy de que si alguien me dijera que, en realidad, quien firmó el guión de Robocop fue Frank Miller no me hubiera sorprendido en absoluto sino que me hubiera parecido lo más lógico. De hecho, me resulta muy coherente que los productores contactaran con él y le propusieran trabajar en futuras secuelas en las que, no obstante, su talento se vio totalmente obstruido por las presiones comerciales. Impidiendo que pudiéramos disfrutar de su bestial versión del personaje hasta que la publicó en viñetas. La cuales, obviamente, sobrepasaron la perspectiva de los empresarios de Hollywood en su momento al incidir en toda esa inmensa cochambre y basura sociopática mostrada por Verhoeven en la que no supieron ahondar ni los guionistas de Marvel ni los de Robocop 2 y Robocop 3.

……………….

Robocop era un filme del siglo XXI. A pesar de que la banda sonora fue llevada a cabo magníficamente por Basil Poledouris, la película era puro Detroit techno. Un disco de Juan Atkins llevado a la pantalla. Una locura salvaje llena de humor negro que no se encontraba adelantada a su tiempo varios años sino varias décadas. Su visión de las sociedades occidentales posmodernas todavía no se ha cumplido del todo (tampoco hace falta que lo haga para estar de acuerdo con que Verhoeven y los guionistas no andaban nada desencaminados), pero probablemente lo haga en un futuro no demasiado lejano. Gran parte, repito, ya lo ha hecho. Sin ir más lejos, los personajes parecían ir puestos de coca hasta las patas y hacían esgrima tanto de una inmensa agresividad como de una ingente ausencia de empatía. Y si en su momento pudieron parecer caricaturas, hoy en día son un verosímil reflejo de nuestro rostro. Y, por otra parte, las corporaciones internacionales poseen cada vez más poder y su sombra se cierne con mayor peligro sobre los estados modernos.

……………..

Paul Verhoeven retrató perfectamente el mundo de la globalización cuando esa palabra apenas se escuchaba en las Universidades y la mayoría de periódicos se ocupaban diariamente de la Guerra Fría. Y describió  la destrucción de la vida social y de las ciudades tradicionales en medio de la era nuclear con una agudeza gamberra y sutil, socarrona y festiva. Hay que tener, sin dudas, muchísimo talento para rodar una escena tan demencial y brillante como la pelea entre los dos robots sin parecer ridículo como hay que poseer, asimismo, mucho sentido del humor para filmar a una inmensa máquina pataleando impotente en unas escaleras. Otra imagen entre tantas a través de la que Robocop retrataba esa desorientación y caos que ha ido progresivamente adueñándose del mundo a medida que la tecnología se extendía y los políticos prometían un mundo más seguro a cambio de nuestra libertad y jirones de nuestro corazón y humanidad.

…………….

No puedo evitar sonreírme al saber los problemas que tuvieron Edward Neumeier y Michael Miner para colocar su guión. La mayoría de compañías no veían ninguna salida a su historia. Y tan sólo, debido al reciente éxito de Terminator,  Orion Pictures creyó en ellos. Pero aun así, la mayoría de directores a los que entregaban su obra, renegaban de ella sin apenas ojearla. Muchos creían que aquel era un producto infantil sin ningún sentido. Pero la mujer de Verhoeven sí que supo vislumbrar todos los conflictos morales y éticos que latían subterráneamente en aquella historia y convenció al, en principio, escéptico Paul que, harto de constantes problemas con la crítica y censura de su país, viajó a Norteamérica y se dedicó, en medio del tórrido calor de Dallas, (Texas) a rodar escenas del filme como si tuviera una ametralladora en sus manos o fuera el furioso integrante de una banda de postindustrial. Terminando de darle el toque gamberro y adulto a la historia para que Robocop se convirtiera en el negro agujero futurista que todos conocemos.

……….

Robocop es una infecciosa obra cuyos alcances e influencias todavía están por calibrar y no pudieron comenzar a valorarse hasta unas cuantas décadas después tras, por ejemplo, el estreno del Batman de Nolan. Uno de esos maliciosos frutos crecidos bajo la onda expansiva de la morbosa carcajada nihilista de Verhoeven. Al fin y al cabo, Robocop era parecido uno de esos legendarios pistoleros del western clásico, obligados a convertirse en justicieros individualistas y a llevar a cabo masacres ante la inoperancia de los políticos y sus compañeros; en este caso, policías totalmente superados y convertidos en víctimas y cobayas frente a la explosión maligna reinante. Pero, en gran medida, era también un superhéroe. Alguien con poderes especiales destinado a desobedecer la ley para imponer la justicia. El dilema planteado, asimismo, por Alan Moore en Watchmen. Shalam

الفن هو انعكاس للعالم. إذا كان العالم فظيعًا ، فإن الانعكاس يكون أيضًا.

El arte es el reflejo del mundo. Si el mundo es horrible, el reflejo también lo es

Regateo.

Mercader

Mi nombre (creo) es Alejandro Hermosilla. Amo la escritura de Thomas Bernhard, Salvador Elizondo, Antonin Artaud, Georges Bataille y Lautreamont.

4 comentarios

  1. andresrosiquemoreno on

    imagen1:…..los de atras todos miran menos el apuntador, la chica con cara de me encanta lo que haces y el señor que espera un cañonazo de la hostia………
    imagen2:…..llenapistas daft punk…….
    imagen3:….sintesis creativa 1927……
    imagen4:….sintesis creativa barroca……
    imagen5:….el efecto un toro ha saltado la barrera produce una montonera de hamburguesas…..
    imagen6:….’¡¡vamos ro!!!, te convenzo, no pierdas tus objetivos…….
    imagen7:…..ellos piensan que prefieren a un androide……………..
    imagen8:….todo oh yeahhh, oh yeahh……

    • Me río con el me encanta lo que haces..jjjja… Buenísimo lo de Daft Punk. Cierto. Sintesis creativas? Fascinante palabra y concepto pero necesitaría más explicaciones. Muy bueno lo del toro y las hamburguesas Genial. También los dos oh yeahhh del final.

  2. andresrosiquemoreno on

    ….la sintesis es por o de los libros de texto(son sintetizados al maximo)……en el libro de texto del arte yo pondria al icono de “michelin”(individuo hecho de flexibles ruedas)……es total……..es el elvis de los iconos….
    ………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………..
    ese rayo laser que sale del bunker= sintesis creativa……………………..la de “death” es barroca por la cantidad de elementos que se pueden contabilizar………en el primero: acero+laser………en el segundo: un buen potaje…..

Deja un deseo