Dreadstar (1)

2

Dejo a continuación un nuevo avería dedicado en esta ocasión a Dreadstar; el cómic de Jim Starlin. El cual, debido a su extensión, dividiré en dos partes y recomiendo leer escuchando un tema de Daft Punk que aparece en la banda sonora de Tron Legacy: «Disc Wars».

Dreadstar (1)

Dreadstar es un cómic delicioso y espectacular. Me atrevería a decir que casi imprescindible de no ser por una serie de irregularidades que obligan a intentar separar el grano de la paja al referirnos a él. En realidad, cuando Dreadstar funciona es un carguero galáctico. Una nave espacial con la capacidad de recorrer los cielos a inusitada velocidad. Una obra que combina perfectamente diversión, épica y trascendencia. Y que lo mismo permite rememorar Star Wars como la dimensión gnóstica de los cómics de Jack Kirby en los 70. Tiene algo además Dreadstar que recuerda a las grandes historias de caballería. A los relatos medievales. Una mezcla de drama, magia y alquimia tan equilibrada que lo mismo podía seducir a los viejos seguidores de la ciencia ficción o de seriales como Flash Gordon como a los fanáticos de los superhéroes y Battlestar Galactica.

……………………………………………………………

Aún recuerdo la fascinación que sentí cuando vi anunciado el primer número de Dreadstar en uno de los cómics de Spider-Man o Thor que solía comprar de niño. Al contemplar su portada, percibí desde el primer momento que aquella nueva colección intentaba separarse del resto. Tenía un tono más adulto y parecía realizado con material de mayor calidad. No me equivoqué. Este hecho se debía a que pertenecía a Epic. Un sello de Marvel derivado de la revista Epic illustrated, creado por Jim Shooter en 1982 que apostaba por dar más libertad a los guionistas y dibujantes al permitirles conservar los derechos de sus obras. Una decisión que, alejándolos de las presiones de la industria, garantizaba precisamente que los autores trataran con más mimo sus productos. Algo que era patente en Dreadstar. Uno de los trabajos más personales de Jim Starlin.

……………………………………………………………

Jim Starlin fue el responsable de Dreadstar. ¡Palabras mayores! El autor norteamericano se implicó tanto en su trabajo que el personaje principal, Vanth Dreadstar, poseía rasgos parecidos a los suyos. En realidad, cuando creó la colección, Starlin era un valor seguro. Había pasado a la historia por atreverse a hacer algo que era casi un tabú en los cómics de superhéroes: matar a una de esas figuras que parecían inmortales en una historia, (La muerte del capitán Marvel), que pertenece a la dorada leyenda de este género. A su vez, tenía mucha experiencia en otras colecciones en las que había conseguido algo muy meritorio y difícil: equilibrar los conflictos interiores de los personajes con la espectacularidad de las sagas cósmicas.

En eso Starlin era único. En su desarrollo, por ejemplo, del personaje Thanos, logró algo parecido a lo que George Lucas estaba intentando llevar a cabo en Star Wars: humanizar y mostrar los conflictos interiores de personajes de gigantesca estatura heroica que participaban en sagas de enormes dimensiones cósmicas. En realidad, Starlin combinaba muy bien el drama intimista con el galáctico. No era un psicólogo implacable pero sí lo suficiente sagaz para penetrar en la psique de sus personajes en medio de ambientes y atmósferas fastuosos.

……………………………………………………………….

En verdad, la mayoría de los personajes de Dreadstar no surgieron por generación espontánea en el número 1 de la colección de Epic sino que lo hicieron de una novela gráfica publicada con anterioridad por Starlin: La Odisea de la Metamorfosis. La cual iba seguida de tres historias que la continuaban y complementaban: El precio, Dreadstar y Epílogo.

La Odisea de la metamorfosis no tenía, en principio, mucho que ver (aparentemente) con la serie Dreadstar. La Odisea era más un galimatías de caracter cósmico en el que se mezclaban (de manera desigual) misticismo, gnosticismo y mitología que un clásico relato heroico. Starlin puso lo mejor de sí mismo en ella. De hecho, es su trabajo más personal. Pero eso no significa que sea el mejor. Más que nada porque se pasó de frenada. Fue tan ambicioso y mezcló tantas cosas que entiendo que La Odisea de la metamorfosis es una obra que merece revisarse de tanto en tanto más por curiosidad que para disfrutar de ella.

A mí al menos me pasa algo con ella parecida que con el Ronin de Frank Miller. Ambos cómics me parecen sumamente interesantes pero no termino de gozar de su lectura. Creo que son experimentos más que obras perfectamente logradas. Eso sí, sirvieron de prueba a sus creadores para depurar su estilo. De hecho, tanto Starlin como Miller comenzaron a dar lo mejor de sí mismos cuando dejaron de lado las abstracciones y se centraron en historias más terrenales.

………………………………………………………….

Sólo hay que revisar por encima el argumento de La odisea de la Metamorfosis para entender mejor a lo que me estoy refiriendo.

El cómic narra el final del enfrentamiento entre los orsirosianos (extraterrestres con reminiscencias egipcias a los que se debe la evolución del resto de las especies) y los zygoteanos (raza de piratas cósmicos que no dudan en destruir y saquear planetas). Los orsirosianos se dan cuenta de que los zygoteanos terminarán venciendo esta batalla y acabando con la galaxia. Así que encomiendan a uno de sus más queridos héroes, Aknatón, un plan para liberar la vía lactea que se desarrollará a lo largo de cien de mil años. El mismo consiste en inculcar conciencia en los homo sapiens de un planeta del sistema solar, dejar un objeto de poder (una espada) en otro planeta y transmitir bondad a unos canibales. Y así conseguir la unión de tres individuos de mundos diferentes (Za, Juliet y Whisṕar) junto a un veterano adversario de los zygoteanos: Vanth Dreadstar. Todos ellos conocerán el plan cuando Aknatón les lleve a una entrada multidimensional situada en el planeta Dreamsend. Y a partir de ahí lucharán con todas sus fuerzas por reestablecer la paz en el Universo.

Más tarde, en las historias que complementan La Odisea de la metamorfosis, somos testigos de las motivaciones y el origen de unos cuantos personajes que formarán parte de la serie regular Dreadstar. De hecho, la historia Epílogo nos sitúa al fin en el Universo donde se desarrollará la colección. La cual comienza ni más ni menos que un millón de años después de los hechos narrados en La Odisea. Un enorme galimatías cósmico que poco aporta al lector medio. De hecho, si he de ser sincero, yo prescindiría completamente de él si quisiera acceder a la colección de Epic.  Y sólo, poco a poco, a medida que la fuéramos disfrutando, me preocuparía por conocer sus orígenes que a mí al menos me dejan más bien frío. Me resultan completamente inverosímiles.

…………………………………………………………………….

Si bien toda la manija cósmica que acabo de referir resulta demsiado farragosa, La odisea de la Metamorfosis posee unos cuantos aspectos destacables más allá de la enorme ambición de Starlin entre los que destacaría su atmósfera. Su oscuro dibujo y ese ambiente apocalíptico que invoca el angustiado reflejo de un Universo amenazado de muerte. La tensión existente en decenas de mundos a punto de ser destruidos. Y también me parece destacable la aridez brutal que caracteriza a historias que poseen un incontenible toque existencialista a pesar de que se desarrollan en múlples dimensiones abiertas a todo tipo de reflejos metafísicos.

En fin. Tengo la impresión de que Starlin se atrevió en esta obra a desarrollar todo lo que llevaba en su cabeza. La Odisea refleja perfectamente el deseo del creador norteamericano de ser considerado un creador mayor. Aunque, paradójicamente, sería años después en la serie regular Dreadstar donde afinaría mucho más. Dejando de lado las ínfulas metafísicas y volcándose en la acción. Shalam

المال هو خادم عظيم ، لكنه معلم سيء

El dinero es un gran servidor, pero un mal maestro

COMPARTE.

Alejandro Hermosilla

Mi nombre (creo) es Alejandro Hermosilla. Amo la escritura de Thomas Bernhard, Salvador Elizondo, Antonin Artaud, Georges Bataille y Lautreamont.

2 comentarios

  1. andresrosiquemoreno on

    1ºimagen…son balas o son lanzas?….1bala en tres eles……
    2ºimagen….maldito todo el que no sea egipcio!…..
    3ºimagen…..pero hijo mio, calmese, yo soy el apuntador…….
    4ºimagen…..a la alabarda se le rompio el palo pero no importa, me los cepillo al tutti frutti…..
    5ºimagen…..pinocho egipcio y el gato garfield comparten los universos….
    6ºimagen….todos los egipcios estaban enamorados de cleopatra, la ojos gordos…..
    7ºimagen….aunque no quieras te vendere los pañuelos de papel ….un trato es un trato…..
    PD…..https://www.youtube.com/watch?v=LsqMJ865_cE…..pinocho..el arte es para mi….

    • Alejandro Hermosilla on

      1) Pura portada de cualquiera de las novelistas de la saga Star Wars. 2) La maldición de Akenaton. 3) Lucha entre un jedi y un sith. El jedi recuerda al mismísimo Obin Wan Kenobi. ¿Qué digo? ¡Es él! 4) Aquí el sith emite toneladas de fuerza negra para frenar el avance del jedi contra las tropas imperiales. 5) Más portadas de libros pertenecientes a la saga Star Wars. 6) Ilustración de cómic en el que se repasa la historia de la civilización egipicia. En este caso concreto, los enlaces familiares de Ramses II. 7) Ensayo de Jedi para intentar contenter la rabia y la fuerza. Ensayo con la paz y la calma. Spoiler: fracasa y este jedi es expulsado de la Orden. PD: Esa escena es genial y me recuerda que debo profundizar en Pinocho para hacerle, antes o después, un avería. Genial.

Reply To Alejandro Hermosilla Cancel Reply