Desiertos

2

Dejo a continuación un nuevo avería, el cual recomiendo leer escuchando el siguiente tema de Ry Cooder: «Yellow Roses».

Desiertos

Cuando escucho a Ry Cooder tocar la guitarra slide me vienen inmediatamente a la mente paisajes desérticos y solitarios. Hay guitarristas que me hacen sentir que me encuentro en un tugurio, un sucio bar o callejeando por una ciudad a medianoche. Otros me transportan al pasado o me invitan inmediamente a conocer aquello que su corazón anhela. Cooder, sin embargo, siempre suele conducirme a lugares vacíos. Cuando lo escucho, visualizo al instante un restaurante sin clientes situado en las afueras de una pequeña población, una gasolinera en la que ningún coche reposta o una sala en la que se ha celebrado una fiesta de cumpleaños de la que hace varias horas salieron los invitados. Incluso cuando Ry canta con cierta alegría, como si se encontrara en una cantina mexicana rodeado de amigos, parece hacerlo solo. Tocar en medio de un desfiladero con no más público que su propia sombra.

Ry Cooder alcanzó cierta fama entre los profanos del blues por haber compuesto la banda sonora de París, Texas. Las imágenes del filme de Wenders eran ideales para su estilo y, desde luego, Ry lo bordó. Realizó una serie de composiciones que transmitían tanto la búsqueda como el extravío personal de los personajes de una película parecida a un vaso de cerveza caliente. Árida y seca. Otro director, por cierto, cuyos filmes creo que se ajustarían perfectamente con la música de Ry es Jim Jarmusch. La banda sonora, por ejemplo, que compuso Neil Young para Dead man parecía, de hecho, suya y no del músico canadiense. Y, desde luego, no cuesta imaginar su guitarra acompañanado las imágenes de obras como Ghost dog, Extraños en el paraíso, Paterson, Mistery train u Only lovers left alive. Tampoco, por supuesto, hay que hacer muchos esfuerzos para concebir cualquiera de sus composiciones acompañando una gran parte de los filmes de Werner Herzog. En Stroszek encajarían, sin duda, perfectamente.

En realidad, la guitarra de Ry transmite más dudas e incertidumbre que tristeza. Si nos conmueve es más por la franqueza con la que el guitarrista expone sus vacilaciones e inquietudes que por su afán de profundizar en el dolor. Muchas de sus composiciones son ideales para viajar. Mirando a través de la ventanilla cómo se van perdiendo en el horizonte los diversos paisajes.

La fascinación que provoca la música de Ry radica en que no es necesario que el músico enfatice nada para transmitir una honda sensación de orfandad. Lo más lógico al escucharla es sentirse perdido, sin rumbo. Desconsolado. Y aún así, no creo que Ry, repito, pueda ni deba ser considerado un músico triste. De hecho, algunos de sus temas incitan a bailar. Aunque, eso sí, a bailar y descubrir nuevos territorios en soledad. Creo que ahí radica precisamente la magia y misterio de su forma de tocar, del incisivo sonido que logra extraer de la guitarra slide. Shalam

المجتمع هو بيت مجنون يكون أولياء أمورهم ضباط شرطة

La sociedad es un manicomio cuyos guardianes son los funcionarios de policía

COMPARTE.

Alejandro Hermosilla

Mi nombre (creo) es Alejandro Hermosilla. Amo la escritura de Thomas Bernhard, Salvador Elizondo, Antonin Artaud, Georges Bataille y Lautreamont.

2 comentarios

  1. andresrosiquemoreno on

    1ºimagen…..en la barandilla de madera se sierra un agujero(dibujos animados) y mete su cabeza trotto……..
    2ºimagen…carretera y manta descansando junto a un coche de muertos……
    3ºimagen….esta imagen forma una greca o un fractal : muchos hombres con gorras rojas(en fila) seguidos de muchos «pollos averiados» en fila, seguidos de muchos huevos en fila y asiasi………sonrisa….
    4ºimagen…..los andares de john wayne son una esencia de este tu «desiertos»….jajajjj
    PD..https://www.youtube.com/watch?v=ugQkW1hTVb0&list=PL333DB980DE4CFE8D&index=1….kevin ayers..mr cool…1976

    • Alejandro Hermosilla on

      1) Un Gipsy king emocionado cantando «Bamboleiro». 2) Guitarrista dibujado por Moebius en nave espacial. 3) Muy bueno tu fractal. Yo imagino a un aficionado de fútbol enfadado después de que su equipo fuera derrotado por su peor adversario en Champions. Imagien de su cerebro perdido. 4) Richar Gere de jovencito tocando en un concierto universitario. PD: Guau. Discazo. Me dan ganas de hacer un avería sobre él. Lo pongo en la lista.

Deja un comentario